Cómo se inició la causa que derivó en el allanamiento a la quinta de Mauricio Macri

El 17 de septiembre último, el juez en lo Criminal y Correccional Federal de Tres de Febrero, Juan Manuel Culotta, ordenó un procedimiento en la quinta “Los Abrojos”, del ex presidente Mauricio Macri, en el marco de una investigación para determinar si violó el aislamiento obligatorio que debía cumplir después de su regreso de Europa al reunirse con 2 intendentes de Juntos por el Cambio.

Luego del episodio, el presidente del interbloque de Diputados de Juntos por el Cambio, Mario Negri, aseguró que el procedimiento se había realizado por pedido del municipio de Malvinas Argentinas, pero el intendente de ese distrito, Leonardo Nardini, lo desmintió y dijo que el legislador estaba “mal informado”.

Al día siguiente, el Partido Justicialista de la provincia de Buenos Aires emitió un comunicado en el que aseguró: “Los peronistas no andamos con gorra y uniforme soplándole a la Justicia infracciones o delitos de nuestros oponentes”. El mensaje fue compartido por la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien calificó el hecho como un “fake allanamiento”.

Cómo se inició el procedimiento

Según confirmó el juez Culotta a Chequeado, la instrucción judicial se inició a partir de una presentación de la comisaría 2° de Los Polvorines (Malvinas Argentinas), firmada por el comisario Gustavo Cabrera. En el informe se indica que la supuesta violación al aislamiento por parte de Macri fue informada a la dependencia policial por “la Secretaría (sic) de Seguridad de la Municipalidad de Malvinas Argentinas”, actualmente a cargo de Jorge Cancio.

“Se toma conocimiento a través de la Secretaría (sic) de Seguridad de la Municipalidad de Malvinas Argentinas que el ex presidente Mauricio Macri, quien había regresado de viaje del exterior del país y realizaba la cuarentena correspondiente en la Quinta Los Abrojos […] habría violado cuarentena dispuesta por pandemia de público conocimiento”, sostiene el documento policial.

Culotta agregó que la presentación de la comisaría “fue acompañada por el artículo periodístico publicado en Infobae en esa fecha”, en el que se indica que “luego de regresar de Europa, Mauricio Macri rompió la cuarentena al reunirse con tres intendentes”.

Al respecto, desde el sector de Prensa de la Municipalidad de Malvinas Argentinas aseguraron que “desde el intendente y el Municipio de manera institucional no hubo una orden de que se inicie denuncia alguna”. Además, respecto de la referencia a la Secretaría de Seguridad, precisaron que “lo llamativo es que no dice nombre y apellido, ni DNI y ni siquiera el cargo está bien. En Malvinas Argentinas no tenemos Secretaría, sino que es una Subsecretaría”.

Por su parte, el superintendente de Seguridad Región AMBA Norte II, Cristian Guillén (de quien depende la comisaría 2° de Los Polvorines), señaló a Chequeado que las actuaciones “se iniciaron de oficio por tomar conocimiento de redes sociales y en medios periodísticos”, pero aclaró que “no hubo denuncia formal”.

En el documento policial, el comisario Cabrera relata que, tras ver las publicaciones periodísticas y poner en conocimiento de la situación al Ministerio de Seguridad bonaerense, se comunicó con el Juzgado Federal de Tres de Febrero, cuyo titular (Culotta) “dispuso se labren actuaciones por presunta infracción al artículo 205 del CPN [Código Penal Nacional] y se remitan las actuaciones a esa sede judicial”.

El allanamiento

El allanamiento en la quinta Los Abrojos de Mauricio Macri se realizó el 17 de septiembre último. El juez Culotta confirmó a Chequeado que el procedimiento existió y fue ordenado por él mismo “por pedido del fiscal [Jorge] Sica en una denuncia por violación de la cuarentena”. Además, precisó que el objetivo fue “obtener los registros de las cámaras de seguridad” de la residencia de Macri.

La semana pasada, el ex presidente se reunió con los intendentes de Pinamar, Martín Yeza; Olavarría, Ezequiel Galli; y San Antonio de Areco, Francisco Ratto, según consignaron los propios jefes comunales en sus redes sociales.

Macri no se refirió al encuentro de forma pública, ni los alcaldes especificaron si se habían reunido en la quinta “Los Abrojos”, lugar en el que debía cumplir con los 14 días de aislamiento obligatorio para quienes regresan del exterior, según lo dispone el Decreto 260/2020.

José Giménez/Chequeado.com/