Ing. Jorge Calzoni: «Me veo Intendente en 2023»

«Me veo asumiendo en 2023» confesó el Ingeniero Jorge Calzoni al ser consultado por el Diario La Calle sobre la puja por la intendencia en Avellaneda y consideró que «hay un deterioro en la gestión municipal, que tiene que ver con el tiempo pasado y con el aburguesamiento de los propios funcionarios, tiene que haber un sistema distinto de poder pensar la ciudad con una cabeza distinta, hoy la ciudad tiene que dar un salto de calidad».


El rector de la Universidad Nacional de Avellaneda, y uno de los primeros anotados en la carrera por la disputa de la corona local, analizó que «en Avellaneda se adelantó la sucesión de Ferraresi, sobre todo por las últimas decisiones, como renunciar a una diputación nacional para asumir como Jefa de Gabinete, que ya había renunciado a la senaduría provincial, uno se pregunta para qué ocupar cargos si después van a renunciar» y agregó que «propusieron a un Intendente alterno al que no le tienen confianza, en realidad Ferraresi no confía en nada, es la manera de asegurarse el poder local poniendo a su mujer».

En diálogo exclusivo con el Diario La Calle, Calzoni indicó que hubieron «muy buenas ideas en la primera gestión y parte de la segunda, pero hoy estamos ante un gobierno local que se volvió conservador y está concentrado en una o dos personas» y sostuvo que «Ferraresi se convirtió en un conservador, todas sus ideas originarias fueron mutando, en la política tradicional los llamaban «los varones del conurbano», que quieren estar siempre y que prefieren dejar de lado un desarrollo a nivel provincial o nacional para mantener su estancia, su coto de caza».

A pocos meses de las elecciones legislativas y en pleno terremoto en suelo político, el Rector de la UNDAV enfatizó que en la disputa local «hay cuestiones de gestión y cuestiones de política, y en estas últimas no conozco a ningún militante que esté conforme» y afirmó: «han convertido a Avellaneda en una estancia, con un solo patrón y ahí se termina, en la gestión hay varias cosas para hacer, Avellaneda requiere pensar una nueva matriz productiva, la ciudad ha perdido industrias y comercios por la pandemia y uno de los primeros reclamos es el empleo, pero pensar que sólo lo resuelve la política macroeconómica es quedarse a mitad de camino».

El Ingeniero Calzoni explicó que «hay que integrar distintas políticas, en Avellaneda no hay política social salvo el asistencialismo, no hay una política de salud y se vio en pandemia», al tiempo que se preguntó: «en educación nos pasa lo mismo ¿cuánto hace que no hay una feria educativa en Avellaneda?». En el tal sentido agregó que «cuando uno pregunta cuál es la política educativa en Avellaneda dicen: construimos una escuela, cuando pregunta cuál es la política de salud dicen construimos una salita, en Avellaneda se construye y es lo que la gente valora como gestión, pero la realidad es que no están resueltos los grandes problemas de hábitat del partido, como las nuevas inundaciones, hay espacios verdes que se están perdiendo, se les está poniendo mucho cemento a las plazas».

Calzoni pide pista. ¿Se la darán? «El Partido Jusiticalista es una casa abandonada, en una época decíamos que era una casa tomada, hoy está en abandono», denunció. «Cuando el partido político es un órgano de propaganda sólo del funcionario que fue elegido, se termina el partido político, no funciona», remarcó el Ingeniero y añadió que «estamos preguntando si hubo asambleas, nadie sabe si habrá PASO, la consejera a nivel nacional es Magdalena Sierra, que alguien me explique si eso es democracia partidaria».

Avellaneda busca Intendente para 2023. Las réplicas del movimiento sísmico nacional sacuden fuerte algunos terrenos. «Tengo la aspiración de poder hacer una construcción distinta y poder elegir una transición de salir de esta cuestión tardía con un esquema más participativo y me veo con una gestión más dinámica», le dijo el Ingeniero Jorge Calzoni al Diario La Calle y finalizó: «Yo de verdad valoro y me comprometo a no tocar nada de todo lo que se logró y se hizo en este tiempo, pero faltan muchas cosas, sobre todo cambiar la lógica».