La justicia jujeña demora el traslado de Milagro Sala

Dirigentes de la cooperativa Tupac Amaru denunciaron que el Estado Nacional lleva 18 días de incumplimiento internacional en el cambio de la situación de detención de Milagro Sala, por quien la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) había solicitado la libertad o el arresto domiciliario.

La justicia jujeña aceptó que la dirigente continúe su detención en una casa en la localidad de El Carmen, a 25 kilómetros de San Salvador, pero a casi tres semanas del pedido de la CIDH el traslado aún no se realizó.

A continuación, el comunicado de prensa de la Tupac Amaru:

18 DIAS DE INCUMPLIMIENTO INTERNACIONAL

El Poder Judicial de Jujuy sigue demorando el traslado de Milagro Sala al inmueble ubicado en la localidad de El Carmen, según dispusieron los jueces Gaston Mercau y Pablo Pullen Llermanos. En un medio oficialista de la provincia de Jujuy, el ministro de Seguridad, Ekel Meyer, dijo que entre las próximas 48 o 72 horas terminarían de colocar cámaras alrededor del lugar donde cumpliría la prision la diputada del Parlasur, cuando ya pasaron mas de 12 días desde que se dio a conocer la resolución del segundo juez que debía pronunciarse al respecto.

«El Estado Nacional lleva 18 dias de incumplimiento de la medida cautelar que emitió la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y según la cual Milagro Sala debería estar fuera de la cárcel para evitar que se produzca un daño irreparable en su integridad fisica. Los jueces siguen demorando un cumplimiento que, de todas formas, sería parcial dado que la CIDH resolvió que debía cumplirse con la resolución de Naciones Unidas según la cual el estado la debía liberar en forma inmediata o, eventualmente, otorgarle la prisión domiciliaria o la libertad con fiscalización electronica», señalaron los abogados defensores de la diputada del Parlasur.

Además los letrados indicaron que la prisión domiciliaria implica que la persona esté en su domicilio, con sus afectos y con la única restricción de no salir del mismo. «Aca los jueces establecieron toda una serie de restricciones que son contrarias al regimen domiciliario y ademas dispusieron el control de Gendarmería, que es absolutamente ilegal en tanto es violatorio de la ley 24660 que prohibe expresamente que fuerzas de seguridad nacionales estén a cargo de la custodia de un detenido, ademas de enviarla a un lugar que no es el que solicitó y negándole que cumpla la detención en el lugar en el que el año pasado Raul Noro, su marido, había estado privado de su libertad por 4 meses».

Por otra parte, reclamaron que la resolución de la CIDH fue emitida el 27 de julio. «Es una burla que a mas de un mes sigan utilizando excusas dilatorias y que son además contrarias a la ley. Esto no hace mas que dar cuenta del ensañamiento que hay en contra de Milagro y del montaje de un monumental show mediático que solo pretende seguir estigmatizando a la diputada del Parlasur», señalaron