Marcha por la liberación de Quique Antequera

Unas mil personas se manifestaron este mediodía en el centro porteño para pedir la liberación de los detenidos de la feria Urkupiña, de La Salada, en una marcha pacífica que contó con la presencia de trabajadores del predio y de un grupo de la comunidad boliviana.

Enrique Antequera, el administrador de uno de los galpones de la conocida feria de Lomas de Zamora, se encuentra detenido junto a Roberto Ríos y Ramiro Saravia Rodríguez, todos trabajadores de la feria Urkupiña, pero los manifestantes de hoy expresaron que son injustas las acusaciones.

Leandro, un joven que trabaja de carrero en la feria, le dijo a La Calle que «es todo mentira lo que dicen, Quique (Antequera) nos da trabajo y no nos pide nada a cambio» y explicó que «en otras ferias a los laburantes les exigen que dejen algo de plata, acá nos dejan trabajar sin nada a cambio». Sobre las denuncias que llevaron al administrador de Urkupiña a la cárcel, el carrero dijo que «yo vivo en el barrio, yo sé las cosas que pasan, no es verdad la relación con la barra de Boca, la feria es una cooperativa y cada uno tiene su trabajo, yo tengo cuatro hijos y gracias a este laburo les puedo dar un plato de comida y llevarlos a la escuela».

De la manifestación realizada al pie del Obelisco participaron puesteros de la feria Urkupiña, carreros, remiseros y vecinos de Ingeniero Budge, que resaltaron el trabajo social de Antequera en la comunidad. «Cuando se cortaba la luz o se prendía fuego una casa la gente no iba al municipio, iba a ver a Quique porque él los ayudaba» comentó Sergio, uno de los marchantes, y agregó: «yo trabajo de remisero y hay casi cinco mil puestos de trabajo directos en la feria que sumados a los indirectos en todo el país pueden sumar cerca de cien mil personas que tienen su trabajo en riesgo».

Juan Camargo, un conocido director técnico de boxeo, también participó del reclamó y contó a La Calle que «Quique apoya a muchos deportistas y me está ayudando con un boxeador profesional, son injustas todas las acusaciones que se le cargan, porque es una persona que colabora con su comunidad».

Antequera se encuentra detenido con prisión preventiva, y mientras espera una resolución judicial cada vez son más los apoyos que se suman pidiendo su liberación.