lunes 24 de junio de 2024 - Edición Nº363

Sociedad | 3 oct 2023

Casos de corrupción política quedan en la nada, porque «entre bueyes no hay cornada» y «entre bomberos no se pisan la manguera»


Por: Marta Portilla/diario La Calle

El escándalo político que originó el tal Chocolate retirando sumas siderales de las arcas legislativas, va extinguiéndose paulatinamente, después de que la justicia lo liberó y cerró la causa.
Y ahí termina la cosa, porque nadie allegado a Dipuados y Senadores bonaerenses, dijo ni mu...

El mismo caso, pero con otros protagonistas, se han ido sucediendo en la cara de los contribuyentes y ante los ojos de inmuerables cómplices.

Uno de los mas recientes y resonantes, fue el que protagonizó el ex presidente de la Cámara de Diputados de la Provincia de Buenos Aires y ex dirigente del PRO bonaerense -Manuel Mosca- cuando, a través de maniobras fraudulentas se quedaba con dinero destinado al pago de planes sociales de forma ilícita, cuando la justicia detectó muchas operaciones en la Casa Matriz del Banco Provincia en La Plata donde un mismo cajero realizaba transacciones, todos por el mismo importe. Las investigaciones detectaron que Manuel Mosca fue el principal implicado.
 
Además, Mosca fue denunciado por abuso sexual de una dirigente de su mismo partido y como si esto fuera poco, hubo denuncias por el gasto que originó la construcción de una costosa casa en Bolívar que el esposo de Gladys González (actual senadora nacional) edificó en su ciudad natal.

¿Fué preso Mosca? Lo echaron de la legislatura? Sus pares y oposición pusieron «el grito en el cielo?
Nada de eso ocurrió: Terminó su mandato y se fue a su casa.

«Chocolate», Insaurralde, Mosca y tantos otros no pagarán por sus delitos, porque «entre bueyes no hay cornada» y «entre bomberos no se pisan la manguera».
 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias