domingo 14 de julio de 2024 - Edición Nº383

Sociedad | 1 feb 2024

Represión en el Congreso: gas pimienta, golpes a Belliboni y cuatro mujeres detenidas

La Prefectura se sumó al operativo con camiones hidrantes. La policía empujó con sus escudos y tiró gas pimienta a los manifestantes. Eduardo Belliboni, referente del Polo Obrero, fue agredido y quedó herido en el piso. Por la noche, cuatro mujeres fueron detenidas.


Luego de horas de protesta sin incidentes en la Plaza Congreso en rechazo a la ley ómnibus que se debate en la Cámara de Diputados, Gendarmería y la Policía avanzaron contra los manifestantes y generaron momentos de tensión. Más tarde, por la noche, se llevaron detenidas a cuatro mujeres.

Mientras dentro del recinto debatían el proyecto, Gendarmería avanzó sobre un grupo de manifestantes que habían cortado dos carriles de la Avenida Rivadavia para que vuelvan a la vereda. En primera instancia, no retrocedieron y los efectivos empujaron con sus escudos y sus bastones para cumplir con el protocolo antipiquetes y garantizar la circulación en la calle.

En medio de la tensión, empezaron a volar botellas, Gendarmería reprimió en algunos puntos del cordón y tiró gas pimienta a los manifestantes. La Policía Federal se sumó al operativo para mover a las personas que permanecían cortando Rivadavia.

Previo a la intervención de las fuerzas federales, un grupo de personas cortaba uno de los carriles de Rivadavia y los equipos de la Policía de la Ciudad estaban controlando el tránsito en el carril que había quedado libre.

Los incidentes empezaron cuando la Gendarmería avanzó sobre los manifestantes para volver a subirlos a la vereda. Por el momento, quedó solo un cordón cortado, aún hay mucha gente sobre la calle. Hay poco espacio sobre la vereda.

Después de casi una hora de incidentes en la Plaza Congreso, la Prefectura se sumó al operativo que estaban llevando adelante la Gendarmería y la Policía Federal para hacer retroceder a los manifestantes y que se mantengan sobre la vereda. A partir de ese momento, crecieron los incidentes y el enfrentamiento entre las fuerzas policiales y los manifestantes se agravó con fuertes golpes y gas pimienta.

Por la noche, cuatro mujeres fueron detenidas por la Policía Federal luego de que Diputados levantase la sesión y pasase a cuarto intermedio hasta el jueves a las 12.

"Me senté en el piso a cantar el himno, por eso me agarran. ¿Esto es legal? Ni siquiera pertenezco a un partido político, vine por mi cuenta", contó una de las jóvenes al móvil de C5N mientras era retirada por efectivos policiales que, además, agredieron a los periodistas y camarógrafos que se encontraban en el lugar.

El diputado de Unión por la Patria, Eduardo Toniolli, intentó mediar por la liberación de las mujeres y resultó agredido por el grupo de policías que las custodiaban.

"Soy diputado de la Nación. Dejame entrar, yo voy con ellas", expresó Toniolli pidiendo subir a al vehículo pero no le fue permitido. Además, lo empujaron e insultaron durante su aparición.

"No estaban haciendo nada", fue el grito que repitieron las personas que presenciaron la situación e intentaron evitar que se lleven a las mujeres, entre las que había una menor de edad, según especificaron las mismas. Entre ellos, había un abogado que se ofreció a acompañar a las detenidas pero los policías no le permitieron ingresar a la camioneta donde las retiraron.

Más temprano, Eduardo Bellinoni, referente del Polo Obrero, fue agredido por la Prefectura, y quedó herido en el piso. "Lo pasaron por arriba", aseguró una de las manifestantes en diálogo con C5N. El propio dirigente aseguró que "está bien" luego de pasar varios minutos tendido en el piso.

 

 

"Me golpearon, no me caí", precisó sobre el hecho.

"La Prefectura reprimió y yo estaba en el piso, me golpearon, me arrastraron. Estábamos sentados en el piso con algunos compañeros, nos sentamos precisamente para mostrar que era pacífica la protesta. Sin embargo, no solo nos golpearon, nos arrastraron sino que a mi me pegaron varias patadas en la espalda y me dejaron sin aire. No podía respirar, me dejaron sin aire por los golpes", relató una vez que pudo recuperarse.

"La manifestación lo que quiere es reclamar para que para que no ocurra esto todos los días, para que no suceda durante cada protesta esto que acaba de ocurrir", enfatizó Belliboni.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias